lunes, diciembre 17, 2007

Crónica Final Mérida: Gracias

El sábado 15 echó el telón el II Festival de Cine Inédito de Mérida con la gala de Clausura Sentir el Cine donde además de disfrutar de un trabajo excepcional por parte de un puñado de esplendidos profesionales que no cobraron un euro por un trabajo maravilloso con el que deleitaron a todo el que acudió a un Centro Cultural Alcazaba engalanado con la alfombra roja y todo el glamour requerido para la ocasión, nos emocionamos entregando nuestros premios Miradas y recibiendo el cariño y las felicitaciones del público asistente

Levanto acta de los premios de este año:

Premio del Publico:

1º Irina Palm 8,90 sobre 10

2º Aritmética Emocional 8,52

3º Caramel 7,97

4º Cuatro Meses, Tres Semanas y Dos Días 7,75

5º Lejos de Ella 7,47

6º XXY 7,30

7º Lo Mejor de Mí 7,20

La valoración media de las películas en el premio del público ha sido altísima: 7.87 sobre 10.


Premio del Jurado Joven:

Irina Palm, por su dramatismo llevado a la comedia, por su gran elegancia y por la capacidad transmisora de la actriz protagonista

Mención especial del Jurado Joven:

Caramel, por su argumento poco habitual en el mundo oriental y por su capacidad al contar historias paralelas

Sumando todas las secciones, el público total asistente al Festival ronda las 3700 personas a lo largo de los siete días. Que se dice pronto.

Podéis acudir al siguiente enlace para ver las fotos del Festival. Alli podréis encontrar 150 fotos con todo tipo de actividades relacionadas con el Festival, incluyendo documentación gráfica sobre la presencia en Mérida de la directora de Lo Mejor de mi Roser Aguilar y su actor protagonista Juan Sanz, fotos del Jurado Joven y abundante material sobre la Gala de Clausura Sentir el Cine. y la fiestecita posterior en el Dadá, un local de copas de la ciudad

http://picasaweb.google.es/datoter/2FestivalDeCineInDitoDeMRida

Bueno, ha sido una semana fabulosa en la que a pesar de los habituales problemas logísticos que causa todo certamen de estas características y la soberana paliza que algunos nos hemos dado hay que estar contentos por la acogida que hemos tenido y orgullosos por el trabajo realizado, sin perder de vista la siempre necesaria autocrítica que nos permita seguir creciendo en todos los sentidos. El listón se ha puesto muy alto en esta edición (personalmente no se como voy a igualar o superar esa pedazo de valoración media de 7.87 el año que viene, pero me encanta el reto) y habrá que estar a la altura...

Hay una serie de personas a las que quiero dar las gracias desde lo más profundo de mi corazón por haber ayudado a construir una semana maravillosa en la que el trabajo realizado en los últimos meses se ha visto recompensado con creces

Gracias a Ángel Briz por su infinita paciencia para resolver los miles de problemas diarios, por haber sido capaz de recaudar el dinero necesario para poner en marcha el festival y por aguantar mis ocasionales cabreos o mis caprichos con la programación respetando siempre mi opinión en ese terreno incluso cuando se nos iban los plazos o alguna decisión podía no parecer la más acertada. Un día de hace más de dos años me dijiste que si me implicaba en el proyecto del cine club estabas dispuesto a llegar donde fuera necesario para que todo lo que emprendiéramos saliera bien. Hoy te digo que me siento enormemente orgulloso de trabajar a tu lado y que formamos un equipo capaz de conseguir lo que nos propongamos, incluso cuando a veces puede que nos cueste más de lo debido delegar en otros.

Gracias a Mateo por su excelente disposición a encargarse de todo lo que había que hacer en el día a día manteniendo en todo momento el sentido del humor y por los ratos compartidos en esos tiempos muertos mientras tenía lugar el primer pase de la película... o pelándonos de frío en la Plaza España con aquella idea que parecía tan buena y que luego no lo fue tanto. Durante muchos días hemos salido juntos los últimos del Alcazaba y siempre había tiempo para echar una última cerveza comentando la película que acabábamos de ver

Gracias a Sule por soportar con estoicismo un día tras otro la pesadita tarea de romper las entradas y hacer agujeritos en los bonos (¡y memorizar su número!) del público que entraba en la sala mientras yo me dedicaba a intercambiar opiniones con los espectadores, una de las cosas que más he disfrutado de este Festival. Gracias también por todo lo de los niños: sé que no hace falta porque tú lo disfrutas igual o más que yo, pero es un gustazo verte con ellos

Gracias a Dani primero por su disponibilidad, segundo por haber afrontado lo que luego sería uno de los trabajos más delicados del Festival, coordinar todo lo referente a los bonos y a las entradas, pasando mucho más tiempo que cualquiera de nosotros en la improvisada taquilla, atendiendo a la marea de gente y encima, teniendo que aguantar cada mañana mi inevitable llamada “¿Cuántas entradas vendimos ayer?”. Pero sobre todo le agradezco su trabajo de reportero gráfico documentando el festival, una tarea imprescindible que alguien tenía que asumir: tus fotos son la memoria de este festival y, macho, algunas son francamente esplendidas.

Gracias a Sofía y a Xavi por todo el trabajo con el Jurado Joven, por apoyar esa idea con la que me encabezoné desde un primer momento y que luego ha salido tan maravillosamente bien. Creo que con ellos hemos logrado algo verdaderamente importante. También os agradezco haber propiciado el encuentro de los chavales con el equipo de Lo Mejor de Mi, que salió estupendo y por estar a disposición de lo que se necesitara. Si no habéis hecho más, es por culpa mía, que me cuesta demasiado delegar tareas y pedir favores. Pero siempre habéis estado allí. (¡¡Y aunque he colgado la foto de Los Olvidados como penitencia, los protagonistas de los cuatro últimos párrafos ya sabeis que de eso nada de nada!!)

Gracias a Fernando por ofrecerse a colaborar en lo que se pudiera y por hacer de chófer acompañandome el día que recogimos a Roser, aun cuando eso podía significar que te perdieras XXY, cosa que al final no sucedió. Gracias también por tus reflexiones sobre literatura, cine y, sobre todo, por aportar para algunos aspectos de futuras ediciones tu experiencia desde “el otro lado”, como te gusta denominarlo. Lo tendré muy en cuenta.

Gracias a Manolo y a José, nuestros proyeccionistas y hombres para todo del Festival. Simplemente sin vosotros no se hubiera podido sacar adelante el Festival. Supisteis además hacer frente a las crisis que surgieron (¡ese pase maldito de las 22:00 los dos primeros días!) y hacer que todo fuera como la seda en lo que a la proyección de las pelis se refiere.

Gracias a Salomé, Lali, Pepe y el resto del personal del Centro Cultural Alcazaba por habernos ayudado en momentos puntuales. Ocupamos vuestra casa durante una semana como elefantes en cacharrería y merecéis reconocimiento por haber aportado vuestro granito de arena para que esto saliera como ha salido.

Gracias a Roser Aguilar y a Juan Sanz. Sé que estáis tan contentos de haber venido como yo de haber disfrutado de vuestra compañía durante toda vuestra estancia. Podéis estar más que orgullosos de la peli que habéis hecho, aunque el público de Mérida no valorara Lo Mejor de Mi como yo pensaba que iba a hacerlo, pero eso no es lo importante, sino la experiencia vivida que creo que ha sido de lo más satisfactoria. Ya sabéis que en Mérida siempre tendréis vuestra casa ¡No olvidéis darle envidia a la Leoparda cuando tengáis ocasión! Ah! Y un beso para Nadia, que conocerte también ha sido un regalo inesperado.

Gracias a Apari por la cabecera del Festival (¡tengo que conseguir una copia, macho!) que nos sirvió de seña de identidad y a la vez cumplió eso tan imprescindible de hacer feliz a los patrocinadores y colaboradores del Festival, que no pueden tener queja.

Gracias a Blanco por haber coordinado todo lo de los cortos y entender que el único pase de este año, aun siendo menos de lo que merecíais, era la única forma de hacerlo para que estuvierais. Bien sabes que nuestro objetivo en ediciones venideras es dar más cancha a los cortometrajistas y si son extremeños mejor que mejor. Suerte en la ESCAC con tu master: estoy seguro que te va a ir muy bien.

Gracias a todo el Jurado Joven. Ya os lo he dicho muchas veces pero no me importa repetirlo una vez más: las dos horas que tuve el privilegio de coordinar vuestras deliberaciones fueron de los mejores ratos que pasé en el Festival. Sois un sueño alocado hecho realidad y me alegro que me hayáis dado la razón: a los jóvenes lo único que hay que hacer es darle la responsabilidad, los medios y el espacio para que se manifiesten como mejor les parezca. Punto. Habéis probado con vuestro trabajo en el Festival que devolvéis esa confianza con creces. Lo demás son gilipolleces y prejuicios. Estoy a vuestra disposición para lo que necesitéis en el futuro.

Gracias a Paco Vadillo y a través de él a todas y cada una de las personas que participaron de una u otra forma en la Gala Sentir el Cine: nos regalasteis el broche de oro del Festival con una Gala divertida, emocionante, con ritmo, profesional a más no poder hecha desde la ilusión y el cariño y sin cobrar un euro por un trabajo magnífico: nunca olvidaré lo que me hicisteis sentir esa noche y, como ya os dije, vamos a hacer todo lo posible para que el año que viene repitáis el encargo pero esta vez de una manera digna, cobrando lo que sin duda merecéis. A Paco y a toda la COPE además agradecerle todo lo que nos habéis dado: sois de lejos el medio de comunicación que más y mejor nos ha apoyado, como por otra parte viene siendo habitual. Eres un monstruo, tío y me siento muy orgulloso de que seas una parte tan importante de esto.

Gracias, en fin, a todos los que habéis venido a ver alguna película al Festival y muy especialmente a los que repetíais día tras día y que ahora estaréis sufriendo una especie de síndrome de abstinencia de buen cine. Por vosotros se ha hecho todo esto. Gracias especiales a mis TFOA por haber querido compartir esto conmigo aun teniendo que desplazaros desde fuera de Mérida, sois maravillosos y os quiero.

6 comentarios:

altovolta dijo...

Estimado David, enhorabuena por tu periplo festivalero, que culmina en tu querida muestra en Mérida. Un saludo cariñoso y felices fiestas, amigo.
Javier

Charly Morlock dijo...

Pues nada campeón , felicidades por el trabajo bien hecho.

Anónimo dijo...

Pues a mí me ha parecido un espectáculo realmente grotesco, pero bueno no te preocupes que yo también maquillaría la asistencia entre amiguetes y familiares que dan para algo. Venga Bollerete, ánimo y un pelín de más calidad en las cosas para futuras ediciones que de cutrerío y artistillas ya se va saturando nuestra ciudad. Un abrazo.

Jhonny dijo...

Otra "Maravillosa" muestra de como politizar y cargarse una iniciativa cultural. Dantesco espectáculo, por parte de Presidente y "Director de Programación" que utilizan cualquier oportunidad para relanzar sus anhelos personales o políticos.Señores no se ha visto cine en todo el 2007, supongo que era el objetivo de su club,no? pues nada espero reciban puntualmente todas las palmaditas en la espalda que merecen.

David Garrido Bazán dijo...

Sinceramente, "Jhonny" - supongo que sabes que se escribe Johnny, aunque a lo mejor es afán de notoriedad ponerse el nick mal a propósito - no entiendo ni el sentido de tus críticas ni tu tono.

Que el festival ha sido un éxito no lo digo yo, sino las cifras de un público extremadamente satisfecho con lo que les hemos ofrecido durante una semana en una ciudad que en lo que se refiere a propuestas cinematográficas es un auténtico erial.

¿Dantesco espectáculo?¿Relanzar anhelos personales o políticos? ;-) Joder, esto si que es bueno: lo único que nos ha motivado ahora y siempre es ofrecer buen cine en Mérida. Punto.Y lo hacemos mediante grandes sacrificios personales, sin cobrar un euro a cambio y con la satisfacción de la gente como única recompensa. Hay que ser muy mezquino para pensar otra cosa, pero supongo que hay gente para todo...

Es cierto que no hemos ofrecido cine como cine club en el 2007. Pero hay que explicar las razones: mientras la Filmoteca de Extremadura seguía proyectamendo semanalmente en los Multicines Mérida y este cine estaba abierto, entendimos que nuestra obligación era apoyarlos con todos los medios a nuestro alcance y abandonar ya los pases en DVD que nos sirvieron para arrancar como cine club pero que están muy lejos de los estándares mínimos que esta ciudad se merece. Sin el Centro Cultural Alcazaba acondicionado para proyectar cine, poco podíamos hacer y nuestra intención es precisamente esa, que en el 2008 podamos poner en marcha de nuevo algunos ciclos y reanudar las proyecciones de la Filmoteca... Eso si las instancias competentes (Ayuntamiento y Junta de Extremadura) se ponen de acuerdo para crear las condiciones adecuadas.

Lo que NO podemos hacer, por más que a mi me gustaría, es proyectar cuando a nosotros nos apetezca, entre otras cosas porque yo no dispongo de la llave del local idoneo para llevar a cabo las proyecciones, sino la Concejalía de Cultura del Excmo Ayto de Mérida. Nosotros solo podemos pedir que nos hagan caso... cosa que no es tan fácil como parece.

Y no, no buscamos palmaditas en la espalda: yo tengo la satisfacción de la gente que ha acudido al Festival y eso es lo que cuenta.

Pero lo que también creo que tengo derecho a pedir después de todo mi esfuerzo, ilusión y trabajo es que no se me intente apulañar por la espalda de una manera tan rastrera como la que haces en tu venenosa carta, a la que no obstante le he dado el crédito suficiente como para contestarte porque hay una parte en la que la razón te asiste: no podemos dejar pasar sin cine el 2008 como en el 2007

Anónimo dijo...

David, ha sido un placer impotente, y digo lo de impotente porque me hubiera gustado hacer mil cosas, pero estoy seguro que lo haremos en sucesivas ediciones. Porque gracias a vosotros tenemos un privilegio: vivir, sentir y disfrutar del cine de calidad.

GRACIAS A TIA ANGEL Y A JESUS

mientras haya gente luchando y trabajando por algop tan bonito, mio deber como periodista es cubrirlo, apoyarlo y 'vocearlo'

gracias a vosotros. PACO VADILLO